/Cómo lograr que los emprendedores de verdad emprendan

Cómo lograr que los emprendedores de verdad emprendan

Para que un modelo de emprendedurismo tenga éxito, las estrategias deben enfocarse en el mercado global y no en el local, coinciden los especialistas de la Cumbre de Negocios 2017.

Rosalía Lara
Expansión


En México, la cantidad de fondos y capitales que invierten en un nuevo negocio ha crecido en los últimos años, pero para atraer todavía más, y para que las inversiones lleguen a buen puerto, hay que innovar y dejar de enfocarse solo en el mercado local, coincidieron los especialistas de un panel de la Cumbre de Negocios 2017, que se celebra desde este domingo en San Luis Potosí.

De 2000 a la fecha, los compromisos de capital de los fondos de capital privado, de riesgo, infraestructura y bienes raíces pasaron de 4,363 a 51,131 millones de dólares, un incremento de casi 12 veces, señaló Raúl Gallegos, director general de gestión de activos de Credit Suisse. Pero, de acuerdo con la Asociación Mexicana de Capital Privado (Amexcap), solo 3% es capital emprendedor.

Según Gallegos, la clave está en diversificar la base de inversionistas. Y para que eso ocurra, los emprendedores deben enfocarse en el mundo, no en el mercado local, aseguró Chemi Peres, socio director y cofundador de Pitango.

“Olvídense de México, enfóquense en el mundo. Deben poner el foco en la innovación, en mercados globales, en el crecimiento y las oportunidades que ofrece el mundo, y con ello los fondos globales comenzarán a voltear porque entienden que pueden invertir en innovación”, dijo Peres.

Marcus Dantus, director general Startup México, coincidió con Peres. “Hay mucha innovación en México, el problema es vincular estos desarrollos con la industria, y con el dinero para seguir con el desarrollo. Los jóvenes universitarios desarrollan medicinas, nanotecnología, pero no encuentran los fondos para desarrollar las pruebas necesarias para salir al mercado”, destacó.

Por eso, el papel del gobierno es importante, destacaron los ponentes. Por un lado, para guiar y promover la innovación, y por otro para vincular los proyectos con la industria privada y así hacer el ecosistema mexicano innovador más atractivo para los fondos globales.

Con información de Expansión